lunes, 2 de junio de 2008

Colores, Tonalidades, Destellos y Armonía

Combinar los Colores

La belleza no depende del tiempo, de la edad.
Acompaña a la mujer en cada etapa de su vida
Para esto es importante adaptar el maquillaje y los colores a su ritmo de vida
Con sólo un poco de color se puede realzar lo bello de un rostro e iluminarlo otorgándole vitalidad.
Es fundamental tener en cuenta el tono de piel para hacer una buena elección de colores y armonizar los tonos del maquillaje con el vestuario, la ocasión, el momento del día, y porqué no, con las tendencias impuestas por la moda, sin descuidar la personalidad, que en definitiva, descubre la originalidad y belleza propia y única de cada mujer.
Puede hacerse una primera clasificación teniendo en cuenta las armonías cálidas o frías, y observar con cuál de ellas nos identificamos. Una forma simple de comprobarlo es colocar junto al rostro, un papel dorado o plateado y visualizar con cuál se logra el complemento.
Hubo momentos en los que la tendencia indicaba que una mujer debía maquillarse únicamente con los colores de la armonía a la que pertenecía.
Actualmente, se acepta la incorporación de la armonía opuesta en el maquillaje, con el objetivo de destacar aquellos rasgos más característicos o estéticos del rostro.


Inclusive, se incorporó la combinación de colores de ambas armonías para realizar maquillajes más sofisticados.

Los colores transmiten sensaciones, mientras que los tonos claros iluminan y realzan, los oscuros opacan y profundizan.
Tanto el blanco como el negro, son neutros, por lo que combinan con todos los tipos de piel Mientras que el primero insinúa romanticismo e inocencia, el negro imprime sensualidad y atrevimiento.
En el maquillaje, las tonalidades tierra, cobres y doradas son las neutras y se utilizan para crear un efecto natural, “sin maquillaje”.
Los tonos pastel armonizan muy bien con pieles claras generando delicadeza.
Los colores saturados, intensos, resaltan en pieles mate, logrando vivacidad en el rostro.
Por otra parte, tonos como el amarillo, naranja, lila, verde suave, otorgan juventud y frescura, pudiéndose usarse en verano.
Los colores neutros proporcionan una sensación de madurez y estabilidad, los que, combinados con labiales rojo intensos o carmesí generan sofisticación y audacia




La belleza femenina es fortalecida por la confianza que produce conocer el estilo propio, personal.
Sintiéndose confortable, es como transmite esta sensación a los otros, aumentando así su autoestima.






Fotos: Guillermo Bachmann

4 comentarios:

Jhony dijo...

"La belleza femenina es fortalecida por la confianza que produce conocer el estilo propio, personal.
Sintiéndose confortable, es como transmite esta sensación a los otros..." Estoy en un todo de acuerdo, soy el de los que dice que no existen mujeres feas, solo mujeres mal vestidas, o mal pintadas, pero feos, de verdad son los hombres (jejeje), no, en serio, las mujeres son lindas por naturaleza, pero como seres humanos también se deprimen, solo que si saben "producirse" no se nota, y sabiéndo hacerlo se nota aún menos (o será que los hombres somos tan giles que no nos damos cuenta).
Exelente Ely, cada día mejor, ademas las fotos son una masa!!!!
(cumplido aparte).
besotes
Juancis.-

María dijo...

Encantada estoy de haber descubierto un blog como el tuyo, la verdad es que le estaba echando en falta, y desde luego que volveré porque me ha encantado.

Saludos.

Inés Bohórquez dijo...

Es cierto, a veces solo necesitamos un toque de luz y color para realzar nuestra belleza.

Como siempre excelentes post!

Te dejo mis saludos y mis bendiciones

María dijo...

Muchísimas gracias por devolverme la visita, y en cuanto a los blogs que me has recomendado los visitaré, y desde luego que volveré encantada a éste muy pronto.

Un beso.